lunes, 14 de agosto de 2017

Intervención psicoterapéutica en afectados de enfermedad de Alzheimer con deterioro leve

Dentro de la colección «Observatorio de Personas Mayores», se publica el estudio «Intervención psicoterapéutica en afectados de enfermedad de Alzheimer con deterioro leve», que recoge una investigación sobre un programa de tratamiento destinado a esta patología. El fracaso de tentativas experimentales anteriores sobre la idoneidad de tratamientos del Alzheimer ha creado reticencias hacia la investigación de la eficacia de intervenciones para tratar los déficits de esta enfermedad. Sin embargo, la Fundación INTRAS ha realizado un estudio cuyo objetivo es evaluar la eficacia de una intervención cognitivo-conductual, que busca ralentizar el proceso degenerativo del Alzheimer y retrasar el paso de una fase leve a una fase moderada de la enfermedad. Con este fin, durante dieciocho meses, se comparó la evolución de un grupo experimental, formado por personas mayores con Alzheimer leve que fueron sometidas a tratamiento, y un grupo de control, formado por pacientes en distinta fase de esta enfermedad que estaban participando en otro estudio. El estudio abre una nueva línea de investigación de tratamientos no farmacológicos de la demencia, que viene precedida por los buenos resultados obtenidos en la práctica clínica con este tipo de terapias.

El Programa de tratamiento diseñado por la Fundación INTRAS combina técnicas de intervención cognitivas y conductuales que estimulan las aptitudes conservadas del paciente y entrena estrategias para subsanar las pérdidas funcionales. Se trata de un programa individualizado que, a partir del diagnóstico del grado de deterioro de las aptitudes del paciente y de la determinación de las que no han sufrido menoscabo, se seleccionan aquellas técnicas de tratamiento más adecuadas para potenciar las capacidades residuales. Se afronta la enfermedad desde distintos enfoques, estimulando múltiples aspectos del trastorno (emocionales, cognitivos, AVD, etc.). La familia y, especialmente, el cuidador, tienen un relevante papel a lo largo de toda la terapia. El proceso degenerativo del Alzheimer no sólo afecta a las funciones psicológicas, sino que desemboca en una pérdida de la autonomía en las actividades de la vida diaria. La dependencia del paciente de la familia tiene efectos negativos sobre el cuidador, entre los que cabe destacar la sobrecarga de trabajo, estrés, depresión, abandono de otros aspectos de su vida sociofamiliar, etc. Por ello, es tan importante la implicación familiar en el tratamiento. Su colaboración no se limita a las sesiones en el centro donde se imparte el tratamiento, sino que se completa con ejercicios para realizar en casa. No se debe olvidar que el programa de intervención busca mejorar la calidad de vida de la persona con Alzheimer y su familia.

Otro aspecto relevante de la terapia propuesta por la Fundación INTRAS es la incorporación de las nuevas tecnologías al tratamiento del Alzheimer. Esta fundación ha diseñado el programa GRADIOR que permite la rehabilitación cognitiva del Alzheimer a través de un paquete informático. El paciente interactúa con el programa siguiendo las indicaciones que aparecen en la pantalla del ordenador personal, sin necesidad de que esté presente el terapeuta.


Por estos aspectos, el IMSERSO ha apreciado la conveniencia de la publicación del informe de resultados por ser una importante aportación a la investigación del Alzheimer. Además, se incluyen unos cuadernillos de trabajo con el «Programa de Entrenamiento en Memoria y Estimulación Cognitiva» que constituyen herramientas de trabajo muy útiles para el psicoterapeuta dedicado al tratamiento de las demencias y, en especial, del Alzheimer

Descargar

No hay comentarios:

 
Technorati Profile